Residente de Tulsa fue invitado especial en el Show de Ellen

Karime Gil. 

 

Tulsa, OK – – Emeka Nnaka, residente de Tulsa, se llevó una gran sorpresa la semana pasada, cuando recibió una carta en donde se le notificaba que había sido invitado a asistir a una entrevista en el famoso show de la NBC, “Ellen Show” en la ciudad de los Ángeles California. 

Emeka llegó a la ciudad de Tulsa en el año de 2011, para llevar a cabo uno de sus sueños, estudiar en la universidad de Oral Roberts, el fue nacido y criado en  Macon Georgia, se desempeñaba  además como jugador de futbol americano semiprofesional, pero a la edad de 21 años, Emeka sufrió de un accidente, mientras se encontraba en un partido en Arkansas su vértebra se quebró, al chocar con un jugador del equipo contrario, lo que lo dejo en silla de ruedas desde entonces. Después de su accidente se sometió a varias operaciones, una de ellas de 9 horas, de la cual quedó paralizado por 10 días estado critico. Sin duda alguna la vida de Emeka no ha sido nada fácil, pero el nunca se dejó vencer por la circunstancias que lo rodeaban, tiempo después de su accidente el comenzó a ofrecerse como voluntario en un grupo local que brindaba ayuda a jóvenes de un refugio, lo que devolvió la alegría a su vida, pero tiempo después mientras Emeka se encontraba de camino a su trabajo de voluntario, el departamento en el cual residían el y su padre, fue devorado por las llamas en un terrible incendio que acabo casi por completo con el complejo habitacional, dejándolos prácticamente en la calle, como si esto no fuera suficiente el padre de Emeka había estado teniendo problemas con uno de sus tobillos, lo cual lo llevó también a ocupar una silla de ruedas. Aun así y a pesar de las circunstancias el no perdió la fe y les decía a cada uno de sus amigos, que el no se dejaría derrotar ni por su estado ni por el incendio, que a pesar de todo el se iba a levantar e iba a continuar adelante, sin duda su vida ha sido testimonio para mucho habitantes de esta ciudad. Por esa misma razón, varias personas le escribieron varias cartas a Ellen, durante algunos meses, hasta que estas alcanzaron una totalidad de 50, mismas que durante este mes fueron contestadas y sorprendieron a todos cuando la invitación se extendió a Emeka para supuestamente estar participando en un segmento de Ellen Tube. 

Cuando Emmeka llegó al programa no tenia ni idea de la gran sorpresa que Ellen tenia para el, todo parecía de lo más normal y durante algunos minutos la conductora del programa fue desarrollando una entrevista con el joven, en donde explicó a los espectadores lo que muchos ya sabían, durante todos estos años, Emeka descubrió que la vida no se trata sobre el, sino sobre los demás, sobre cada uno de los jóvenes y niños a los cuales ayuda casi a diario voluntariando en el refugio, a los cuales el les habla con su testimonio de vida, empujándolos y animándolos a ser mejores y a prepararse para enfrentarse a la vida; tan solo unos minutos después Ellen, le notifica que esa noche no regresará a casa con las manos vacías, sino que gracias al patrocinio de Cherrios, el volverá a casa con la cantidad de 100,000.00 dólares, Emeka no lo podía creer estaba casi atónito cuando recibió la gran sorpresa, y después agradeció a todos el por el poyo y por haberlo llevado hasta el programa. Finalmente la famosa conductora concluyó el segmento diciendo, “a todos los que escribieron las cartas, tenían razón, Emeka es increíble”. (La Semana) 

 

Tulsa man special guest on the Ellen Show  

 

By Karime Gil. 

 

Tulsa, OK – – Emeka Nnaka lives in Tulsa and last week received the surprise of his life when the NBC notified him that Ellen Degeneres was going to interview him on the famous Ellen Show in Los Angeles, California. 

Emeka arrived in Tulsa in 2011 to study at Oral Roberts University. He was born and raised in Macon Georgia where he played professional football until his 21st birthday, when he suffered an accident that changed his life. He was playing a game in Arkansas when he broke his vertebra and ended up in a wheel chair for good.  He went through nine operations, one even lasting nine hours, to try to recover, but he was still paralyzed. Emeka has had a hard life and experienced difficult times, but he decided to fight for his life and joined a local organization of volunteers that offered shelter for the underprivileged. Suddenly he found a purpose that brings joy to his heart and calms his mind. One day Emeka was going back home to the apartment he shared with his father, when a fire sparked, leaving him and his family homeless. His father started to have problems with his ankle after the accident and also had to use a wheel chair.  

Even though life didn’t seem at all promising, Emeka kept on struggling and believing that the accident and the fire wouldn’t be able to defeat his will.  

His story of resilience made it to Ellen’s ears and after receiving more than 50 letters from friends, family and other citizens Emeka was invited to LA. 

When he arrived at the show Emeka had no idea the surprise Ellen had prepared for him; everything was normal until Ellen started explaining what Emeka did at his job. Suddenly Emeka realized the story wasn’t about him but about all those kids he had helped at the shelter. Minutes later Ellen told him that he would go back to Tulsa with a special gift, Cheerios had donated 100,000 dollars for his organization. Emeka couldn’t believe what he heard — he thanked Ellen and all those who had valued his story. Finally Ellen concluded the show with the following words: “For all those who wrote the letters, I want to tell you. You were right, Emeka is amazing.” (La Semana)