Los corazones de plata de Florencia Trejo

Tulsa, OK– Hace 27 años que Florencia Trejo comenzó a perseguir su sueño de extender hasta su estado natal y a otras partes de México, el bienestar que, con trabajo, se logra en Estados Unidos. 

Hoy en día y gracias a su esfuerzo ha logrado que los Zacatecanos en Tulsa sean la comunidad más numerosa fuera de México y el crecimiento de este segmento ha contribuido a la creación de la nueva Federación Casa Zacatecas, con los nueve clubes que la integran. 

Florencia Trejo Aguilar, originaria de la comunidad El Bordo del municipio de Guadalupe, en Zacatecas recordó que en enero pasado manejó cinco horas hasta Fort Worth, Texas, para hablar con el gobernador de Zacatecas Alejandro Tello y lo invitó a que le tomará protesta a la nueva Federación. 

 Florencia, es una mujer exitosa que ha logrado consolidar una empresa de limpieza de casas y sabe de los rigores de la soledad y de la lejanía de su tierra y su familia. Sus inquietudes la llevaron a incursionar en las más variadas actividades, destacándose en la organización de fiestas y eventos con grandes salones y decoraciones excelentes. 

El desvelo de Florencia fue esa distancia que se crea entre padres e hijos cuando se produce la inmigración. La respuesta estaba lista y el programa Corazón de Plata, se convirtió en uno de los más solicitados por los migrantes, ya que les ayuda a conseguir visas americanas para sus padres a quienes, en algunos casos tienen hasta 10 años sin verles. 

 

“Quiero ver como podemos ayudar a las familias zacatecanas”, dijo Florencia  y para optar por este programa es obligatorio que la persona que se vaya a traer desde Zacatecas hasta Estados Unidos para reunirse con su familia, sea mayor de 60 años y y debe tener  más de diez años sin ver a su familia. 

 

Debe tener un pasaporte vigente y que su padrino, el hijo o hija del beneficiario en Estados Unidos, corra con los gastos de la visa, que serian 3.360 pesos mexicanos, y adicionalmente 100 dólares para pagar una membresía por un año. El proceso de otorgamiento de la visa, puede durar más de un año desde el inicio y los aspirantes tienen que viajar a Monterrey para una entrevista con las autoridades consulares de EE.UU. 

 

Los zacatecanos están hechos de pasión, de energía, de compromiso y de mucho amor a sus raíces y él hecho de que se unan en este tipo de organizaciones obliga a la administración estatal a apoyarlos, sobre todo en correspondencia por lo mucho que hacen por sus comunidades de origen. Florencia Trejo aseguró que los trámites son sencillos: llenar una solicitud, tener el pasaporte vigente por lo menos con 6 meses antes del vencimiento y no tener antecedentes penales en EE.UU. El gobierno paga los pasajes hasta Monterrey 

   

Trejo esta orgullosa de su trabajo e invita a todas las personas de Zacatecas que viven en Tulsa y que cumplan con los requisitos a comunicarse con ella en caso de estar interesados. 

 

“Recuerden que es obligatorio que los beneficiarios sean de Zacatecas. Corazones de Plata es un programa reunificación de las  familias zacatecanas”. Además, la señora Trejo señala que está trabajando en otros proyectos como el otorgamiento de becas para estudiantes de bajos recursos en México y también quieren hacer una organización principal en Tulsa, Oklahoma utilizando como base la Federación Casa Zacatecas recién creada. (La Semana) 

 

 

The silver hearts of Florencia Trejo 

 

Tulsa, OK– It’s been 27 years since Florencia Trejo began to pursue her dream of extending the well-being that, with work, is achieved in the United States to her home state and other parts of Mexico. 

Today, thanks to their efforts, Zacatecans in Tulsa are the largest community from their state outside of Mexico, and the growth of this segment has led to the creation of the new Federation Casa Zacatecas, with the nine clubs that make it up. 

Florencia Trejo Aguilar, originally from the El Bordo community in the municipality of Guadalupe, in Zacatecas, recalled that last January she drove five hours to Fort Worth, Texas, to speak with the governor of Zacatecas, Alejandro Tello, and invited him to come and inaugurate the new Federation. 

Trejo is a successful businesswoman who started a house cleaning company and knows the rigors of loneliness and the remoteness of her land and her family. Her concerns led her to venture into the most varied activities, standing out as an organizer of parties and events featuring large rooms and excellent decorations. 

What caused Trejo so many sleepless nights was the distance that is created between parents and children when immigration occurs. She set her mind to coming up with a response, and her Silver Hearts program became one of the most requested by the migrants, since it helps them to obtain US tourist visas for their parents who, in some cases, they have not seen for 10 years. 

 “I want to see how we can help Zacatecan families,” Trejo said, explaining that to qualify for this program, it is mandatory that those persons who are going to be brought from Zacatecas to the United States for a visit with their loved ones be over 60 years old and have gone more ten years without seeing their families. 

 

Beneficiaries must have a valid passport and a son or daughter as their U.S. sponsor to cover the visa expenses, which would be 3,360 Mexican pesos (160 USD), and additionally 100 dollars to pay a Federation membership for one year. Applicants need to be patient, because the process of obtaining the visa can sometimes take up to a year and the parents will need to visit the US Consulate in Monterrey for the visa interview. 

 

Zacatecans are full of passion, energy, commitment, and a lot of love for their roots, and the fact that they join in this type of organizations forces the state administration to support them, especially given how much they do for their communities of origin. Trejo said that the procedures are simple: fill out an application, have a valid passport at least 6 months before expiration and have no criminal record in the USA. The government pays the tickets to Monterrey. 

   

Trejo is proud of her work and invites all the people of Zacatecas who live in Tulsa and who meet the requirements to communicate with her if they are interested. 

 

Remember that it is mandatory that the beneficiaries are from Zacatecas,” she saidCorazones de Plata is a reunification program for Zacatecan families.”  

 

In addition, Trejo points out that she is working on other projects such as granting scholarships for low-income students in Mexico, and also wants to make a principal organization in Tulsa, Oklahoma using the newly created Casa Zacatecas Federation as a base. (La Semana) 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.