FBI tiene en la mira al cantante de narcocorridos Gerardo Ortiz

El cantante de música mexicana, Gerardo Ortíz conocido por sus narcocorridos dedicados al crimen organizado de su país, lo sigue persiguiendo la polémica.

Esta semana se dio a conocer que el FBI realizó un cateo a las instalaciones de la disquera Del Records, la cual pertenece a Ángel del Villar, productor y quien fue representante de Ortiz hasta 2009.

Una serie de imágenes muestran como los funcionarios federales forzaron la puerta de la disquera ubicada en Bell Gardens, California (Estados Unidos). A penas unas horas después, la disquera confirmó las grabaciones y aseguró que la agencia estadounidense buscaba una serie de materiales relacionados con Gerardo Ortiz.

“Podemos confirmar que la Oficina Federal de Investigación llegó hoy a las oficinas Del Record y tomó una serie de materiales que entendemos se relacionan con la investigación del FBI de nuestro ex artista, Gerardo Ortiz. Según nuestro conocimiento, Del Record no es un tema, sino simplemente una fuente de información para la investigación del FBI sobre el sr. Ortiz. Hemos cooperado plenamente con el FBI y continuaremos haciéndolo”, detalló a través de un comunicado De Records.

Desde el pasado 4 de abril, Gerardo Ortiz enfrenta una demanda de contrato por la corporación Del Records. El caso fue presentado en los tribunales superiores del condado de Los Ángeles, Stanley Mosk Courthouse ubicado en California. El estado de la demanda sigue pendiente.

Por su parte, Gerardo Ortiz, de 30 años, desveló su propia declaración: “Hoy nos enteramos de que las oficinas de Del Records y Del Entertainment Inc, fueron registradas por el FBI así como la casa de su propietario, José Ángel del Villar, en aprobación con una orden de registro emitida por el gobierno federal”.

La explicación continúa. “Gerardo Ortiz actualmente tiene una demanda ante el Tribunal Superior de Los Ángeles y el Comisinado de Trabajo de California contra las compañías del deber fiduciario, incumplimiento de contrato y violación a la Ley de Agencias de Talento por estafar al Sr. Ortiz de muchos, decenas de millones de dólares. Hasta donde sabemos, la búsqueda del FBI en la oficina de Del Records y en la casa del Sr. Del Villa no involucra al Sr. Ortiz”.

A Gerardo Ortiz, la polémica le ha acompañado más allá de las letras de sus canciones. Llegó a ser vinculado con el crimen organizado en México.

Al poco de conseguir el éxito, su burbuja explotó. 2016 se convirtió en un año infernal y punto de inflexión para Ortiz. En un país donde mueren diez mujeres al día, víctimas de la violencia, el cantante de banda apareció en un video de su canción Fuiste Mía quemando a su pareja ficticia por haberle sido infiel. Ortiz fue detenido en julio de ese año por hacer apología del delito.