“Nos dimos con todo”: Mauricio Islas recordó el veto de Televisa y su demanda

Islas explicó cómo se dio su salida de la empresa, en la que protagonizó algunos éxitos

El actor Mauricio Islas recordó su antiguo conflicto con Televisa, la empresa que aún lo tiene vetado.

Islas, quien fuera figura de la televisora mexicana, reconoció que no fue fácil salir de esa compañía.

En una entrevista con Gustavo Adolfo Infante para El minuto que cambió mi destino, el actor recordó que su salto a Telemundo se dio después de que en Televisa no le dieran más oportunidad de crecimiento.

Islas venía de protagonizar Amor real (2003) y entonces tenía ya una trayectoria amplia en la empresa, en donde debutó a inicios de los años 90.

Carrusel de las Américas, Mágica juventud, Volver a Empezar, Mi pequeña traviesa, Amor gitano, DKDA y Primer amor, a 1000 x hora fueron algunos de sus trabajos en Televisa.

Según explicó, en aquel entonces existía una “pirámide” en la empresa que ubicaba a los actores según los horarios en que tenían éxito con el público. “Era como ibas subiendo tu trabajo, tu estatus. Trabajar a las 9 de la noche y tener novelas exitosas era importante”, comentó.

Según Islas, después de Amor real se acercó a los ejecutivos pues sentía que su trabajo había dado un brinco y deseaba estar en el grupo de los actores mejor pagados, ya que el ser ubicado en cierto horario también incidía en el salario que se percibía.

Sin embargo, terminó desatándose un fuerte conflicto con la empresa, del que no habla mucho porque no sabe “qué pueda pasar mañana”.

Pero sí confirmó que hubo demanda, pleito y veto. “Seguimos (vetados) creo”, le comentó a Infante.

Islas consideraba que no era justo el nivel en que se encontraba dentro de la empresa y por ello quería escalar más en aquella “pirámide”.

“Desafortunadamente no nos logramos poner de acuerdo, en particular con un ejecutivo de ahí. Las circunstancias no se pusieron fáciles. Era un momento de decisión, quedarme en algo que yo no creía que era justo por lo que venía haciendo, lo que decían los números, los ratings. Respeté las decisiones y los puntos de vista y eso me llevó a tomar una decisión”, explicó sobre el momento en que aceptó una oferta en Telemundo, empresa que en aquel entonces no era tan popular en México.

“A mí en algún momento se me dijo ‘vete de Televisa’, después ya no. Hay rumores de que Televisa me demandó”, añadió en la conversación. Sin embargo, dio a entender que el proceso legal fue emprendido por él.

“Fueron cuatro años, duro. Nos dimos con todo”, señaló. “En ese momento me sentía seguro de lo que había logrado, fue un golpe fuerte salirme de un lugar donde había trabajado muy a gusto… me la jugué, me fui a Miami y comenzó una nueva aventura”.

La primera telenovela que Islas hizo en Telemundo fue Prisionera, en 2004, a la que siguieron Los Plateados, Amores de mercado, Decisiones y Pecados ajenos.

En 2010 el actor volvió a México para participar en La Loba, una telenovela de TV Azteca, empresa competencia de Televisa donde también hizo Cielo rojo, Destino y Las Bravo.

Islas se ha enfocado en años recientes a las series de televisión en distintas empresas, como Señora Acero (Telemundo) y Rosario Tijeras (TV Azteca).

Y aunque dijo que aún está vetado por Televisa, no descartó que en un futuro pudiera regresar a esa televisora.