A 16 años de Katrina, llega Ida a Louisiana: cuatro claves para entender similitudes y diferencias entre los dos huracanes

Los expertos dicen que pasará por el corredor industrial entre Baton Rouge y Nueva Orleans, que es una de las regiones de infraestructura más importante del país. Cientos de sitios industriales como petroquímicas, tres de los 15 puertos más grandes de Estados Unidos, una planta de energía nuclear, se encuentran allí

El huracán Ida se parece inquietantemente a una peligrosa secuela del huracán Katrina de 2005, la tormenta más costosa en la historia de Estados Unidos. Pero hay algunos giros aún por venir que podrían hacer que Ida sea más desagradable en algunos aspectos, pero no tan horrible en otros.

Se pronostica que Ida tocará tierra en la misma fecha que lo hizo Katrina hace 16 años, el 29 de agosto, golpeando la misma parte general de Louisiana con aproximadamente la misma velocidad del viento, después de fortalecerse rápidamente al pasar por un parche similar de agua cálida profunda que sobrecarga a los huracanes.

Sin embargo, lo que podría ser diferente es crucial: dirección y tamaño.

Katrina golpeó Louisiana desde el sur, mientras que Ida está llegando a la misma parte del estado desde el sureste. Un día y medio antes de tocar tierra, los vientos huracanados de Ida se extendieron 13 millas (21 kilómetros) desde el centro en comparación con 106 millas (170 kilómetros) para el Katrina mucho más masivo al mismo tiempo antes de tocar tierra.

“Esto tiene el potencial de ser más un desastre natural, mientras que el gran problema en Katrina fue más uno hecho por el hombre” debido a las fallas de los diques, dijo el investigador de huracanes de la Universidad de Miami Brian McNoldy. Las fallas en los diques elevaron el número de muertos de Katrina a 1.833 y su daño general a alrededor de $176 mil millones en dólares actuales y los expertos no esperan que Ida se acerque a esos totales.

1-DIRECCIÓN DIFERENTE

Ida está llegando al mismo lugar general desde una dirección ligeramente diferente. Varios expertos en huracanes temen que la diferencia de ángulo pueda poner a Nueva Orleans más en el peligroso cuadrante de tormentas (la parte frontal derecha de un huracán) que en Katrina, cuando la ciudad fue más devastada por la falla de un dique que por la marejada ciclónica. El cuadrante noreste de Katrina empujó marejadas ciclónicas de 8,5 metros en Mississippi, no en Nueva Orleans.

El “ángulo de Ida es potencialmente aún peor”, dijo McNoldy. Debido a que es más pequeño “no va a crear tan fácilmente una gran marejada ciclónica … pero el ángulo en el que esto está llegando, creo que es más propicio para empujar el agua hacia el lago (Pontchartrain)”.

Ese camino hacia el noroeste de Ida no solo pone a Nueva Orleans más en la diana que en Katrina, sino que también apunta más a Baton Rouge y áreas industriales cruciales, dijo el meteorólogo Jeff Masters, quien voló misiones de huracanes para el gobierno y fundó Weather Underground. Dijo que se pronostica que Ida se moverá a través de “el peor lugar absoluto para un huracán”.

“Se dice que rastreará el corredor industrial entre Baton Rouge y Nueva Orleans, que es una de las regiones de infraestructura clave de los Estados Unidos, crítica para la economía, hay cientos de sitios industriales importantes allí, me refiero a sitios petroquímicos, tres de los 15 puertos más grandes de Estados Unidos, una planta de energía nuclear”, dijo Masters. “Probablemente van a cerrar el río Mississippi para el tráfico de barcazas durante varias semanas. “

“No es solo el impacto costero. No es solo Nueva Orleans”, dijo el meteorólogo Steve Bowen, jefe de conocimiento global de catástrofes en la firma de riesgo y consultoría Aon. “Ciertamente estamos viendo pérdidas potenciales de hasta miles de millones”.

2-EL TAMAÑO IMPORTA

La diferencia es que el tamaño no solo es físicamente enorme, sino que es importante para los daños. Las tormentas que son más grandes en ancho tienen una marejada ciclónica más grande debido al empuje más amplio del agua.

Ida “no va a generar la gran marejada ciclónica como lo hizo Katrina, tendrá una marejada ciclónica más enfocada como Camille (de 1969)”, dijo Masters.

Pero las tormentas de mayor tamaño a menudo son más débiles, dijo Bowen. Hay una compensación de daño intenso en un área más pequeña versus menos daño, pero aún malo, en un área más amplia. Bowen y Gabriel Vecchi, de la Universidad de Princeton, dijeron que no saben qué escenario sería peor en este caso.

3-INTENSIFICACIÓN RÁPIDA

Ida está a punto de golpear un remolino de lo que se llama la corriente de bucle. La corriente de bucle es este parche profundo de agua increíblemente cálida, toma agua caliente de la Península de Yucatán hace un bucle en el Golfo de México y gira por el borde oriental de Florida en la Corriente del Golfo. El agua por encima de los 26 grados Celsius es combustible para huracanes.

Normalmente, cuando una tormenta se intensifica o se detiene, toma toda el agua caliente de la región y luego golpea el agua más fría que comienza a debilitar la tormenta o al menos evita que se fortalezca aún más. Pero estos puntos de agua caliente siguen alimentando una tormenta. Katrina se encendió de esta manera y se pronostica que Ida hará lo mismo. El remolino por el que ida va a pasar tiene agua tibia necesaria que va a más de 150 metros de profundidad, “solo una bañera de hidromasaje”, dijo McNoldy. Eso significa mucha intensificación rápida.

“Correr sobre estas corrientes de bucle es un gran problema. Es realmente peligroso”, dijo el científico del clima y huracanes Kossin de The Climate Service. “Podría ser explosivo”.

En los últimos 40 años, más huracanes se están intensificando rápidamente con más frecuencia y el cambio climático parece ser, al menos en parte, el culpable, dijeron Kossin y Vecchi. El huracán Grace ya se intensificó rápidamente este año y el año pasado fueron Hanna, Laura, Sally, Teddy, Gamma y Delta.

“Tiene una huella dactilar humana”, dijo Kossin, quien con Vecchi formó parte de un estudio de 2019 sobre las recientes intensificaciones rápidas.

4-NUEVA PARED OCULAR

Después de que un huracán se intensifica rápidamente, se vuelve tan fuerte y su ojo tan pequeño que a menudo no puede seguir así, por lo que forma una pared ocular externa y la pared interna del ojo colapsa, dijo Kossin. Eso se llama reemplazo de la pared del ojo.

Cuando se forma una nueva pared ocular, a menudo una tormenta se vuelve más grande en tamaño pero un poco más débil, dijo Kossin. Así que la clave para Ida es cuándo y si eso sucede. Sucedió para Katrina, que se debilitó constantemente en las 12 horas antes de tocar tierra.

Sin embargo, muchas de las otras fuerzas, como los vientos cruzados que hicieron que Katrina se debilitara en el último minuto, no están allí para Ida, dijo McNoldy.
(con información de AP)

Hurricanes Ida and Katrina are similar, but tiny differences are key

Hurricane Ida is looking eerily like a dangerous sequel to 2005’s Hurricane Katrina, the costliest storm in American history. But there’s a few still-to-come twists that could make Ida nastier in some ways, but not quite as horrific in others.

Ida is forecast to make landfall on the same calendar date, August 29, as Katrina did 16 years ago, striking the same general part of Louisiana with about the same wind speed, after rapidly strengthening by going over a similar patch of deep warm water that supercharges hurricanes.

What could be different is crucial though: Direction and size.

Katrina hit Louisiana from due south, while Ida is coming to the same part of the state from southeast. A day-and-a-half before landfall Ida’s hurricane-force winds extended 13 miles from the center compared to 106 miles for the much more massive Katrina at the same time before landfall.

“This has the potential to be more of a natural disaster whereas the big issue in Katrina was more of a man-made one” because of levee failures, said University of Miami hurricane researcher Brian McNoldy. Levee failures pushed Katrina’s death toll to 1,833 and its overall damage to about $176 billion in current dollars and experts don’t expect Ida to come near those totals.

Different direction
Ida is coming to the same general place from a slightly different direction. Several hurricane experts fear that difference in angle may put New Orleans more in the dangerous storm quadrant — the right front part of a hurricane — than it was in Katrina, when the city was more devastated by levee failure than storm surge. Katrina’s northeast quadrant pushed 28-foot storm surges in Mississippi not New Orleans.

Ida’s “angle is potentially even worse,” McNoldy said. Because it is smaller “it’s not going to as easily create a huge storm surge … but the angle that this is coming in, I think is more conducive to pushing water into the lake (Pontchartrain).”

That northwestern path of Ida not only puts New Orleans more in the bullseye than it did in Katrina, but it also more targets Baton Rouge and crucial industrial areas, said meteorologist Jeff Masters, who flew hurricane missions for the government and founded Weather Underground. He said Ida is forecast to move through “the just absolute worst place for a hurricane.”

“It is forecast to track over the industrial corridor between Baton Rouge and New Orleans, which is one of the key infrastructure regions of the U.S., critical to the economy, there’s hundreds of major industry sites there I mean petrochemical sites, three of the 15 largest ports in America, a nuclear power plant,” Masters said. “You’re probably going to shut down the Mississippi River for barge traffic for multiple weeks. “

“It’s not just the coastal impact. It’s not just New Orleans,” said meteorologist Steve Bowen, head of global catastrophe insight at the risk and consulting firm Aon. “We’re certainly looking at potential losses well into the billions.”

Size matters
The difference in size is not just physically huge, but it matters for damages. Storms that are bigger in width have larger storm surge because of the broader push of the water.

Ida “is not going to generate the huge storm surge like Katrina did, it’ll have more focused storm surge like (1969’s) Camille,” Masters said.

But larger in size storms are often weaker, Bowen said. There’s a trade off of intense damage in a smaller area versus less damage, but still bad, in a wider area. Bowen and Princeton University’s Gabriel Vecchi said they don’t know which scenario would be worse in this case.

Rapid intensification
Ida is about to hit an eddy of what’s called the Loop Current. The Loop Current is this deep patch of incredibly warm water. It takes warm water off the Yucatan Peninsula does a loop in the Gulf of Mexico and spins up the eastern edge of Florida into the Gulf Stream. Water above 79 degrees is hurricane fuel.

Normally when a storm intensifies or stalls it takes up all of the region’s warm water and then hits colder water that starts to weaken the storm or at least keeps it from further strengthening. But these warm water spots keep fueling a storm. Katrina powered up this way and Ida is forecast to do the same. The eddy that Ida is going to pass over has necessary warm water going more than 500 feet deep, “just a hot tub,” McNoldy said. That means lots of rapid intensification.

“Running over these Loop Current (eddys) is a very big deal. It’s really dangerous,” said climate and hurricane scientist Kossin of The Climate Service. “It could be explosive.”

In the past 40 years more hurricanes are rapidly intensifying more often and climate change seems to be at least partly to be blame, Kossin and Vecchi said. Hurricane Grace already rapidly intensified this year and last year Hanna, Laura, Sally, Teddy, Gamma and Delta all rapidly intensified.

“It has a human fingerprint on it,” said Kossin, who with Vecchi was part of a 2019 study on recent rapid intensifications.

New eyewall
After a hurricane rapidly intensifies it becomes so strong and its eye so small that it often can’t quite keep going that way, so it forms an outer eyewall and the inside eyewall collapses, Kossin said. That’s called eyewall replacement.

When a new eyewall forms, often a storm becomes larger in size but a bit weaker, Kossin said. So key for Ida is when and if that happens. It happened for Katrina, which steadily weakened in the 12 hours before it made landfall.

However, many of the other forces like crosswinds that made Katrina weaken at the last minute aren’t there for Ida, McNoldy said.
BY SETH BORENSTEIN / THE ASSOCIATED PRESS
AUGUST 28, 2021 / 10:25 PM / AP