Bandas armadas en Haití, cortesía BBC Mundo